Estrategia Digital

¿Cuales son las diferencias entre UI y UX?

Cuando hablamos de diseño visualizamos una alta gama de disciplinas. Estas disciplinas requieren de distintos conocimientos y tienen un gran número de responsabilidades. Con la irrupción de las empresas tecnológicas y sobretodo con las plataformas web han cogido gran importancia dos roles dentro del universo del diseño: los User Experience Designers y los User Intrface Designers.

Ui i UX
Arnau Costa
Arnau Costa

Marzo 09, 2020

En este entorno que avanza a gran velocidad podemos sentirnos abrumados con los nuevos roles que aparecen. En muchas ocasiones confundimos el User Interface (UI) y el User Experience (UX). Esto es debido a dos disciplinas hermanas que, sobretodo en entornos digitales, beben la una de la otra.

En este artículo os explicamos de una forma divulgativa cada una de estas dos disciplinas para que se entiendan dos partes fundamentales en el diseño de interfaz. Para ello debemos partir de una base. Como todo software, las webs tienen que ser usadas por un usuario. Una interfaz es el punto de unión entre este usuario y los procesos lógicos que encontramos detrás de ella. 

¿Qué es el User Experience (UX)?

El User Experience (UX) intenta crear una buena experiencia de usuario. No nos referimos a una disciplina cerrada sino a un conjunto de disciplinas y habilidades que giran entorno a la relación del usuario con un elemento, su percepción y uso. 

Este concepto no se aplica sólo a las webs o al software, aunque en este artículo nos centraremos en el diseño de interfaz. Por tanto para entender de lo que hablamos debemos imaginarnos una página web que permite predecir el futuro, todos los eventos que sucederán e incluso cuáles serán los números ganadores en todas las loterías futuras. Este gran avance no nos serviría de nada si no tuviéramos una interfaz donde leer la información o si esta no estuviera catalogada, fuera perceptible y filtrable. 

Por tanto, no debemos imaginarnos la experiencia de usuario como un conjunto cerrado de “checks” a realizar sino como un objetivo a seguir y múltiples herramientas a usar, que permiten crear una buena experiencia que hará usable la interfaz. 

Volviendo al ejemplo anterior, no nos serviría de nada un listado de eventos futuros escritos sin orden con una letra minúscula y sin espacios, ya que no tendríamos tiempo de leerlo todo. Necesitamos un selector que permita encontrar específicamente los números de lotería ganadores y visualizar los datos en una infografía capaz de mostrar los números relacionados a sus años y países de forma clara y sencilla. 

¿Cuales son las disciplinas que componen el User Experience?

Como ya hemos comentado anteriormente, el User Experience no es un conjunto de “checks” pero podemos identificar algunas disciplinas o campos conceptuales que nos sirven para entenderla y aprenderla. 

La primera de las disciplinas que componen el User Experience son la usabilidad (lo usable que puede llegar a ser un producto, servicio o proceso). Esta nos permite indagar en las características del producto y en las posibles variaciones de este. Pueden hacerlo más adaptable al usuario, así como a los patrones habituales de comportamiento que permiten a los usuarios reconocer y predecir los comportamientos. 

La arquitectura de la información (organizar, jerarquizar la información de forma fácil e intuitiva). Esta nos permite ordenar el contenido de manera que sea fácilmente perceptible y entendible, aumentando así la satisfacción y facilidad del usuario en su proceso. 

Otra de las disciplinas que nos permiten hacer una interfaz más apropiada para el usuario, es el user research (investigar comportamientos, como piensan los usuarios y sus patrones). Esta disciplina actúa como potenciador de todas las diciplinas de UX, no podemos pensar en la experiencia de una persona si no la conocemos. Investigar como es el usuario nos da la información necesaria para que todos los procesos que pensaremos sean coherentes con su objetivo i sencillos en su uso. 

El análisis de negocio (Objetivos, problemas y necesidades del cliente) es otra pieza fundamental ya que nos permite alinear la aplicación con la intención que tiene la empresa que promueve la web asegurándonos así que responde con las expectativas que buscábamos.

Estas son solo algunas de las disciplinas que podemos encontrar en el user experience. Como podemos ver no es una fase más del proceso, sino que es transversal e integradora. Podríamos decir que está compuesta por muchos conocimientos distintos y habilidades, pero sobretodo es una actitud y una mirada. 

¿Qué es el User Interface (UI)?

El UI es una  disciplina muy relacionada con el UX. Diseña la visualización de una interfaz. Debe utilizar los conceptos propios del User Experience (UX) para integrarlos en una buena comunicación entre un sistema lógico y su usuario. Esta comunicación se debe plasmar en un conjunto dinámico de visualizació: la interfaz.

Podemos decir que el diseño UI integra las herramientas funcionales del diseño tradicional a un entorno dinámico. Una disciplina propia dentro el diseño gráfico con normas compartidas, como la composición, la creación de espacios, el contraste o la claridad.

En esta Disciplina se unen influencias de otros mundos, algunos más cercanos como el diseño audiovisual (movimiento, tempos, sonido…). Otros más lejanos; la psicología del comportamiento o el análisis de negocio, que en el mundo de la creación, como ya hemos visto, conocemos como User Experience (UX). 

Cuando diseñamos, también tenemos una influencia directa de los profesionales que llevarán a cabo la producción real de nuestro trabajo. En el diseño tradicional, esta influencia eran los impresores, nos decían (entre otras cosas), que las pinzas que agarran el papel en una impresora ocupan un espacio que debemos respetar. 

Ahora son los programadores quién nos dicen que los entornos son cambiantes y que no debemos diseñar lo que vemos sino lo que podemos ver.  El UI no es solo cuestión de aplicar UX de forma visual. Tenemos que hacerlo tal y como la programación nos permite y si podemos, dejarlo bonito. 

¿Cuales son los procesos que componen las User Interfaces?

Sabiendo que el User Interface (UI) es una disciplina integradora, que nos permite vincular cada uno de los actores en y con la experiencia web, podemos discernir momentos del proceso en que que nos facilitan trabajar distintos aspectos de relación. 

El primero de ellos es el wireframing, en el que colocamos la información (previamente ordenada y jerarquizada) en un espacio concreto que responde a las necesidades del usuario y del sistema que esconde la interfaz. Este proceso no es estético sino que pretende solucionar las necesidades funcionales del diseño. 

El diseño visual o estético es el momento en el que nos ensuciamos las manos. Parece un juego, pero la realidad es que tenemos que ir con mucho cuidado. Debemos representar al cliente sin hacerle perder la esencia y al mismo tiempo darle un empujón para que salga de su zona de confort. Debemos hablar con los programadores, que nos miran con ojos de enfado por la idea brillante que hemos pensado. Un consejo; no uses muchas diagonales. Y para acabar, debemos conectar con el usuario ya que sin él nada de esto tiene mucho sentido. Como ves no es nada fácil.

Otro de los momentos álgidos es el del prototipado. Este es el momento en el que te das cuenta que aunque debes estar satisfecho con tu trabajo, ha habido algunas cosas que no has tenido en cuenta. Y más te vale solucionarlas rápido. Lo bueno del prototipado es que se trata de esto, de probar lo que has diseñado. Puedes ser tú, el cliente y evidentemente otros usuarios. Con este paso te evitas futuros disgustos. 

Para acabar y una vez sabes que todo funciona, es importante hacer unas reglas de diseño, No deben ser laxas pero deben ser flexibles. Con ellas los programadores harán su magia. Unos clicks y sonido de teclado. Todo en marcha (nunca dejaré de elogiar, que con unas pocas líneas ellos hagan que todo funcione). 

Comparte este artículo

Artículos Relacionados