Estrategia Digital

¿Cómo utilizar la arquitectura de la información en tus proyectos?

Abordaremos algunas técnicas y metodologías de arquitectura de información que podrás utilizar en tu entorno profesional para facilitar que el usuario interactúe con la información de una forma simple y funcional.

arquitectura de la información
Arnau Costa
Arnau Costa

Abril 01, 2020

Abordaremos algunas técnicas y metodologías de arquitectura de información, que podrás utilizar en tu entorno profesional para facilitar que el usuario interactúe con la información de una forma simple y funcional.

En la sociedad actual la información ha dejado de ser un recurso preciado para amontonarse en cantidades ingentes que no son asumibles por un cerebro humano. Todos nos hemos encontrado con diseños digitales que no han cuidado la jerarquía y orden de su información.

El resultado de no cuidar tu entorno web al detalle, trabajando de forma consciente en el diseño de tu interfaz, son webs desordenadas y no accesibles que si realmente contienen alguna información valiosa no resulta inteligible de forma fácil.

En muchas ocasiones uno de los problemas más acuciantes que nos encontramos en el estudio está relacionado con la arquitectura de la información, o diciéndolo de una forma más sencilla; como se ordena y agrupa la información que contiene nuestra web.

¿Que es la Arquitectura de la información?

El Information Architecture Institute, nos explica que la arquitectura de la información persigue ayudar a las personas a conocer su situación, contexto y localizar sus objetivos. Aunque el origen de la arquitectura de la información es físico, el entorno digital adquiere este término de una forma muy natural.  

Un buen ejemplo son los proyectos de diseño web en los que la arquitectura de la información determina cual serà la estructura y objetivo de la misma. En este sentido la AI debe tener en cuenta los objetivos de negocio del cliente así como para que servirá i cómo funcionará el sitio web.

Podemos decir pues que la arquitectura de la información es el pilar estructural en el que empezamos a diseñar una web, decidiendo como se visualizarà la información necesaria, obtenida en la fase de análisis i durante el propio proceso. Posteriormente transformandolas en lo que será el esqueleto conceptual de la interfaz web.

¿Qual es el significado de arquitectura de la información en un entorno digital?

La arquitectura de la información proviene de la evolución de los sistemas de agrupación y clasificación de la  información tradicionales. Un ejemplo podría ser las secciones i sistema de clasificación de los libros en las muchas bibliotecas a lo largo de la historia. 

Estos entornos tradicionales son los precedentes que tenemos de intentos de ordenar grandes cantidades de información, antes de la llegada de los entornos digitales, en los que estos volúmenes de datos han crecido exponencialmente.

En este momento encontramos más urgente que nunca encontrar formas de jerarquizar y construir sistemas con la información, para que nuestros cerebros se adapte a una sociedad saturada de canales, conocimiento y inputs. Acostumbrados a gestionar la información estrictamente necesaria para sobrevivir el cerebro se colapsa ante un mar de datos inconexos. Ante esta situación nos encontramos con un gran: cómo construir sistemas sólidos que nos permitan gestionar y interactuar con los sistemas y bases actuales.

Técnicas de arquitectura de la información

Aunque describimos Técnicas, nuestra intención no pretende ser la de marcar un camino del que no se puede salir. Queremos aportar mapas para orientarnos en un extenso mundo que cada día se reinventa. Por este motivo queremos montar un puzle base al que podemos cambiar las piezas, aportar nuevas ideas o repetir procesos dependiendo de las necesidades de cada cliente y momento. 

Para montar el lego del que estamos hablando, es necesario disponer de las distintas piezas a utiliza. Estas pueden ser de muchos tipos; interacción con el usuario, interacción con el contexto, co-ocurrencia i representación de la información. 

Interacción con el usuario

Cuando entendemos la utilidad de la arquitectura de la información, vemos que la interacción con el usuario es un factor clave en su estructuración. Siguiendo con esta línea de pensamiento, entendemos que un primer paso en la arquitectura de la información es el estudio de las personas. 

Presentamos algunas técnicas que nos ayudarán a conectar la información con la forma de pensar del usuario y nos permitirán así empezar a ordenar nuestro montón de datos partiendo de lo más importante y base del diseño centrado en el usuario.

Puede parecer muy básica pero es uno de los momentos más importantes en todo proyecto. La reunión con el cliente es el disparo de salida, pero tambíen se deben realizar el proceso para que el trabajo realizado se adapte a las necesidades y preferencias reales del cliente. 

Las entrevistas y/o encuestas, ya sean con un formato oral o escrito nos permiten analizar la información de forma cuantitativa y/o cualitativa. Contrastando y cruzando los resultados de grandes grupos o focalizando nuestro interés en personas relevantes para la organización del sistema. 

Cuando diseñamos escenarios analizamos las distintas secuencias de acciones necesarias para lograr los objetivos específicos del sitio web. Pidiendo que el usuario ordene los pasos lógicos y necesarios a seguir, encontramos secuencias lógicas definidas por el usuario que podremos incorporar y representar metafóricamente en nuestro producto. 

El diseño participativo es otra de las metodologías que podemos incorporar en esta Fase de arquitectura. Un grupo de usuarios son los encargados de colaborar con los diseñadores, expresando todas sus ideas, anhelos y necesidades a incorporar a la propuesta que se está generando.  

Estas son las técnicas más relevantes que podemos usar aunque existen otras formas de conectar con el usuario que nos permitirán adquirir la información. Aun así lo más importante no es el cómo sino el hecho de intentar diseñar webs desde la perspectiva de quien la ussarà para poder hacerlas más fáciles e intuitivas. 

Interacción con el contexto

Cuando hablamos de diseño web, de la misma forma que cuando hablamos de cualquier tipo de diseño, no podemos olvidar que trabajamos en contexto en una sociedad que se desarrolla y reinventa paralelamente a nosotros. 

Sabiendo esto debemos conectar con los otros profesionales y sus trabajos par que nuestro producto siga la evolución natural del entorno. Esto lo podemos hacer conociendo las cualidades de los productos similares y de la competencia, para poderlos entender y mejorar; ver que problemas y ventajas para crear un ventaja competitiva.  

La evaluación de productos similares nos permite identificar aspectos de contenido, diseño y programación con las que podremos comparar-nos. Teniendo en cuenta los objetivos del producto seleccionamos algunas webs que solucionen las mismas necesidades que nosotros o que nos puedan aportar algunas funcionalidades o características que mejoran nuestro producto. 

A partir de estas distintas plataformas en relación con los objetivos de negocio definimos algunos indicadores para analizar. Algunos de estos pueden hacer referencia a la navegación, las distintas páginas o la organización entre muchos otros factores que escogeremos en función del proyecto. 

Este mismo proceso lo podemos hacer analizando la competencia de nuestra plataforma. En este caso vemos la comparación con una nueva mirada, en la que no solo analizamos la web en si sinó la marca y los objetivos que persiguen. Otro aspecto que puede ser interesante a analizar es si la competencia ha realizado o no productos similares al que diseñamos i las distintas razones de sus acciones. 

Coocurrencia

Uno de los aspectos esenciales de la arquitectura de la información es la agrupación. Buscamos encontrar relaciones entre las palabras que respondan a los esquemas mentales de los usuarios. Esto se hace con el objetivo de crear sistemas fáciles e intuitivos que permiten al usuario moverse en parámetros conceptuales conocidos.

Este aspecto de la arquitectura web nos presenta distintas dificultades a la hora de entender al usuario. Esto es debido a  que las relaciones mentales de las personas son siempre distintas, por tanto lo que buscamos es una idea general.

Con esta idea en la cabeza podemos utilizar técnicas como el card sorting o el análisis de secuencias que permite al grupo de usuarios una interacción cercana con los conceptos y sus significados. 

Las relaciones entre tarjetas o card sorting es una técnica que nos permite trasladar el pensamiento de las personas a un plano físico. Con este método podemos relacionar la información adquirida en la fase de análisis con el usuario, pidiéndoles que las definan, busquen sinónimos o las agrupen. 

El análisis de secuencia intenta formar una secuencia de elementos para ser usados en la página web. Así la diferencia principal con el card sorting es que en esta técnica se intenta definir secuencias concretas como por ejemplo el orden de los elemento en el menú, en una página concreta o productos a vender en un ecommerce.

Con estas dos técnicas dinámicas se puede entender cuáles son los grupos de conceptos de alta dificultad, que términos no se comprenden i las preguntas que hacen los usuarios. 

Representación de la información

Aunque algunas de las siguientes técnicas no son exclusivas de la arquitectura de la información, es muy necesario que se empiezan a realizar en este momento ya que ayudan a concretar las ideas abstractas que hemos estado trabajando hasta el momento. 

Empezamos a plasmar en imágenes y a crear modelos para poder definir y mostrar cómo se ha pensado la estructura y funcionamiento a realizar provenientes de la información que hemos estado desarrollando en todas las técnicas anteriores. 

Podemos diagramar con el objetivo de de ayudar a las personas implicadas en las fases siguientes del diseño web i en el desarrollo posterior por parte de los programadores. Con estas herramientas conocemos y comprendemos la estructura i funcionamiento del producto final. 

Se pueden abordar la diagramación a partir de tres perspectivas; fijándonos con la estructura del site, desde una visión funcional y desde su desarrollo visual. Cada una de estas maneras nos define la información de una manera diferente pero necesarias. 

La representación del etiquetas se debe trabajar de forma relacionada con la diagramación, aunque no es necesario hacerlo en el mismo momento. Consiste en la representación de la información obtenida en fases anteriores siguiendo la estructura creada en el diagrama. 

Alguna de esta información pueden ser titulares, subtítulos, hipervínculos, eslogan, metadatos etc. Estos datos se pueden representar en los tres tipos de diagramas dichos en el punto anterior con el objetivo de comprobar su funcionamiento en la estructura, dependiendo de la perspectiva estudiada en cada momento. 

Una vez realizados estas visualizaciones de ideas deberemos empezar a adentrarnos en el diseño estructural del sitio web. Aquí podemos empezar a realizar los wireframes del sitio web con toda la información obtenida y ayudándonos con los diferentes inputs procedentes del User experience (UX).

Conclusión

Como hemos podido ver hasta el momento la arquitectura de la información es una destilación de los datos obtenidos durante el proceso y en fases anteriores. Poco a poco vamos creando sistemas y estructuras lógicas que nos permitan ordenar y representar-la de forma fácil y eficaz. Crear una mayor satisfacción a las personas que los usaran, depende de la facilidad y comodidad que le proporcionamos. Y esto viene dado por el hecho de entender el usuario.

La necesidad de esta organización es cada vez más clara y nos permitirá lograr productos de más alta calidad. Podemos afirmar que la arquitectura de la información nos da un gran beneficio en nuestros proyectos, hemos ido apuntando algunos de estos. Un buen ejemplo de esto es la fácil ubicación de la información que nos permite encontrarla y entenderla de forma óptima.  

La arquitectura de la información también tiene algún beneficio muy interesante, que no se ha apuntado hasta el momento, estos son la reducción de costos futuros, el aumento de la comprensión de la información por parte del cliente y los beneficios que el cliente final obtendrá en encontrar y comprender la información. 

Esta satisfacción de los usuarios también puede favorecer una buena percepción de nuestra marca. Las personas perciben com una compañia de calidad aquellas que cuidan lo que dicen y como lo hacen. Una web es el entorno perfecto para que los potenciales clientes entiendan quién eres y qué ofreces. 

 

Comparte este artículo

Artículos Relacionados